GOLPE DE CALOR

¿ES BUENO CORRER BAJO EL SOL?

El verano es una buena época para la práctica de actividades deportivas siempre adaptadas a las características individuales  de  cada persona según su edad, sexo, peso, nivel de condición física,  enfermedades que presente o la medicación que tome.

En condiciones normales, la piel, los vasos sanguíneos y el nivel de transpiración funcionan correctamente ante un aumento de temperatura provocado por el cuerpo, sin embargo el sistema de enfriamiento pueden fallar cuando se exponen a altas temperaturas por mucho tiempo, por lo que las consecuencias no se hacen esperar. Algunas consecuencias son:

  • Fuertes calambres.
  • Síncope de calor o colapso, es una sensación de desmayo.
  • Agotamiento.
  • Sensación de vomito.
  • Dolor de cabeza.
  • Debilidad.
  • Fuerte deshidratación.
  • Confusión.
  • Golpe de calor, es una situación de emergencia en la que necesitas atención médica, ya que se puede sufrir un desmayo.

¿QUÉ ES UN GOLPE DE CALOR?

El golpe de calor durante el esfuerzo aparece cuando el cuerpo del corredor ya no tiene la capacidad suficiente para enfriarse o bajar su temperatura. El riesgo de padecer un golpe de calor es importante cuando se reúnen ciertos factores: calor intenso, exposición importante al sol, viento y aire húmedo. Durante el esfuerzo de la carrera, el organismo se calienta, la fiebre no tarda en llegar y aparece una fuerte sensación de malestar que puede conducir rápidamente a la pérdida de conocimiento:

Los primeros síntomas que nota el corredor son múltiples:

– cansancio, mareos, náuseas y dolor de cabeza,

– enrojecimiento o palidez de la cara, y piel muy caliente y seca,

– escalofríos y sudores abundantes.

El corredor tiene mucha sed, y su esfuerzo se vuelve aleatorio e indeciso. Se vuelve inestable.

Si no hay una reacción de protección o de enfriamiento del organismo, el golpe de calor puede ser muy  grave. Es importante saber que una pérdida de conocimiento con convulsiones es indicio de una deshidratación severa y que modifica el funcionamiento del sistema nervioso central.

Los deportistas que duermen mal o están enfermos, cursando cuadros clínicos que incluyen vómitos, diarrea, o fiebre, son más propensos a padecer el golpe de calor. Lo mismo sucede con aquellos deportistas que toman diuréticos o alcohol.

Mucha gente opta por correr por las mañanas o por las tardes, poca gente lo realiza al medio día.

Si optas correr al medio día, es recomendable considerar lo siguiente:

  • Hidratarte a cada rato: no esperes a tener sed para hidratarte. La sensación de sed ya es la señal de una pérdida hídrica del 1 % que equivale a una merma del 10 % de las capacidades físicas. Si la actividad dura menos de una hora, con tomar agua fresca (unos 125 cc cada 15-20 minutos) es suficiente. En cambio, si se extiende más de 60 minutos, habrá que ingerir bebidas deportivas o isotónicas (500 cc unos 60 minutos antes de iniciar el ejercicio y entre 100-125 cc cada cuarto de hora durante la práctica del mismo). Para evaluar tu adecuada hidratación observa el color de tu orina, Cuanto más hidratado estés, más claro será el color de ella. Una orina de color amarillo oscuro nos indica  una alta concentración debido a la deshidratación.
  • Hidratarte mucho al finalizar la carrera  para recuperar el líquido perdido.
  • Para evitar una deshidratación precoz durante el esfuerzo: los días anteriores a la carrera o al entrenamiento, hay que evitar las comidas demasiado ricas, las bebidas alcohólicas y el café.
  • Utilizar una gorra.
  • Utilizar gafas de sol.
  • La ropa clara evita sufrir más el poder del calor, así como es preferible usar aquella que permita una adecuada transpiración.
  • Utilizar crema protectora contra el sol: La radiación causa irritación y quemaduras en la piel e incrementa de forma notable el riesgo de padecer cáncer de piel, es decir, el temido melanoma

CUIDADO CON LOS NIÑOS Y LAS PERSONAS MAYORES:

Los niños y las personas de edad avanzada deben tener un cuidado especial, pues su capacidad para el control de la temperatura  interna está alterada por la edad. Extremar las precauciones y, evidentemente, en olas de calor, no es recomendable realizar deportes que conlleven grandes esfuerzos.

EL TRATAMIENTO DEL GOLPE DE CALOR :

Emergencia médica:

En el tratamiento del golpe de calor cada minuto cuenta. Cuando la temperatura interna corporal es muy alta, las células corporales y las del cerebro comienzan a morir y por lo tanto enfriar rápidamente es crucial. Los signos iniciales son pequeños cambios que afectan al sistema nervioso central (SNC) -alteración en el razonamiento o conducta- y una temperatura corporal sobre 40- 40,6ºC). Cuando un deportista se desmaya, la mejor medición de temperatura corporal es la rectal; la temperatura oral, axilar, o la del canal auditivo no son buenos substitutos. Los signos de enfermedad avanzada son el desmayo con la piel húmeda, temperaturas internas sobre los 41-41,7ºC (y evidentes cambios en el SNC —delirio, letargo, convulsiones, o coma ).

CONSEJOS PARA DEPORTISTAS EN VERANO:

Además de la elevación de los termómetros, debemos tener en cuenta el grado de humedad relativa, ya que condiciona nuestra capacidad para mantener una adecuada temperatura interna y aumenta la deshidratación. Asimismo, la piel ha de estar bien protegida de los rayos solares a la hora de salir a correr o de cualquier tipo de actividad deportiva.

¿Conoces el índice WBGT?:

Para evitar el golpe de calor y la deshidratación, las federaciones deportivas han encontrado un buen medio para evaluar los riesgos antes de una prueba de running, gracias a una herramienta: el índice WBGT. Este aparato, que presenta la información en grados Celsius, tiene en cuenta varios factores ambientales: la presión atmosférica, el viento, la higrometría y la temperatura exterior. Si el índice da un valor de 28° a 30°, los corredores deben ir con cuidado y la organización debe poner a su disposición distintos medios a lo largo del recorrido: pausas más largas, recomendaciones por parte de los organizadores, bebidas disponibles… En cambio, si la escala del índice WBGT supera los 30° Celsius, la salida de la prueba se anula.

¿PODEMOS ACOSTUMBRARNOS A ENTRENAR CON TANTO CALOR?:

Jenny Hadfield, médica deportiva y corredora de maratones, asegura que los efectos de entrenar con calor son muy similares a hacerlo en altitud. La fatiga aumenta y el rendimiento disminuye, porque las células transportan menos oxígeno. Pero tras varios días, el organismo se va aclimatando y desarrollando sus propios mecanismos. Su respuesta a la escasez de oxígeno provocada por las altas temperaturas es elevar la producción natural de la hormona conocida como EPO (eritropoyetina endógena), incrementando así la cantidad de glóbulos rojos y cuyo resultado final se traduce en que se transporta una cantidad mayor de oxígeno a los músculos.

De esta manera, gracias al entrenamiento con calor se mejora la resistencia y se consigue mayor rendimiento físico, que se hace más patente cuando finaliza el verano y se vuelve a hacer ejercicio en condiciones climatológicas menos desfavorables.

Aconsejamos en estos casos ir controlados por un médico para evitar sustos.

En verano los músculos sufren menos:

Un motivo de peso por el que resulta aconsejable seguir entrenando en verano es que solo dos meses (julio y agosto) de inactividad bastan para perder la forma física conseguida durante el resto del año. Es cierto que cuesta vencer la pereza, pero quien lo logra tiene su recompensa. Por ejemplo, ¿sabías que al hacer ejercicio con calor se reduce el riesgo de sufrir lesiones musculares?

En invierno los músculos están más tensos por el frío. Por eso es necesario realizar ejercicios de calentamiento para ponerlos a tono y evitar las lesiones. En cambio en verano los músculos están más distendidos, con lo cual (aunque no conviene dejar de realizar estiramientos antes y después del ejercicio), el riesgo de sufrir una lesión al correr, se reduce en más del cincuenta por ciento.

Otra ventaja es que en los días estivales los corredores y los ciclistas pueden hacer pausas en su actividad deportiva sin miedo a que los músculos se enfríen.

En invierno, si nos paramos más de cinco minutos, conviene volver a calentar antes de proseguir el ejercicio. En cambio, en verano eso no es necesario, ya que los músculos no se enfrían. Y esto es una gran ventaja cuando se hace deporte al aire libre. Puedes estar corriendo, pararte a admirar el paisaje y volver a trotar sin tener que estirar de nuevo.

Adiós a la hinchazón:

Hacer ejercicio con regularidad en verano ayuda a reducir la hinchazón en tobillos, piernas, abdomen y cuello, que son las zonas donde más se acumulan los líquidos.

Pero correr o pedalear bajo el sol veraniego tiene aún más efectos positivos. Según un estudio realizado por la Universidad de California en Los Ángeles (UCLA) con corredores y ciclistas, los deportistas que entrenaban en el período estival tenían en la piel mayores niveles de vitamina D, que es muy importante para la mineralización de los huesos y favorece la absorción en el intestino del calcio y el fósforo. Aunque la mayoría de las vitaminas y minerales hay que tomarlos en los alimentos, en el caso de la vitamina D el metabolismo es capaz de fabricarla en la propia piel gracias a la interacción entre una enzima llamada 7-dehidrocolesterol y las radiaciones ultravioletas del sol.

El mismo estudio también demostró que los deportistas que entrenaban en verano tenían niveles de colesterol más bajos que los que descansaban en la temporada estival. Y nuevamente era debido al sol, ya que la luz ultravioleta ayuda a metabolizar estos lípidos.

RESUMIENDO…

Menos riesgo de lesiones, aumento del rendimiento, disminución de los niveles del colesterol. Hacer ejercicio en verano tiene sus ventajas. También sus riesgos, pero estos son fáciles de evitar con un poco de sentido común. Así que no hay excusa para quedarse sentado en el sofá.

PUNTOS CLAVE:

  • El golpe de calor es siempre un peligro en los deportes de verano, especialmente en carreras al aire libre y en el fútbol americano.
  • El golpe de calor lo causa comúnmente una combinación de ambiente caluroso, ejercicio extenuante, atuendo deportivo que limita la evaporación del sudor, una insuficiente adaptación al calor, demasiada grasa corporal, y/o carencia de buena forma física.
  • El diagnóstico temprano y el tratamiento rápido de un golpe de calor en desarrollo pueden salvar vidas.
  • La prevención del golpe de calor depende de la aclimatación, la hidratación, paso gradual, enfriamiento, y vigilancia.
  • El golpe de calor es una situación de emergencia médica. La fórmula para evitar la fatalidad es: enfriar primero y transportar al paciente después.

El golpe de calor puede avanzar rápidamente en corredores y los síntomas iniciales pueden ser sutiles e irreconocibles. El diagnóstico temprano y la terapia adecuada pueden salvar vidas, y el golpe de calor durante el esfuerzo debería ser del todo evitable.

Este artículo ha sido elaborado con información extraida de:

  • www.fuentesaludable.com
  • www.efesalud.com
  • www.quo.es
  • www.kalenji.es
  • www.gssweb.org
  • www.muyfitness.com
  • www.guiateca.com

 

 

 

 

 

SOL Y VITAMINA D: ALIADOS EN EL DEPORTE

La vitamina D se aporta al organismo en un 90% por la exposición directa de nuestra piel  al sol mediante la entrada de radiación ultravioleta tipo B y en un 10% imprescindible por la dieta habitual o suplementos.

Niveles de vitamina D entorno a 20-30 ng/ml representan una insuficiencia, mientras que los niveles por debajo de 20 y 10 ng/ml representan la deficiencia y la deficiencia severa, respectivamente.

En la dieta se consigue poco aporte de vitamina D, aunque los alimentos en que más se puede encontrar son los huevos, el pescado azul, champiñones, aceite de hígado de bacalao y otros.

Cuanto mayores son los niveles de vitamina D también es mayor su rendimiento deportivo y la fuerza muscular.

Exponerse al sol puede ayudar a mejorar el rendimiento deportivo, prevenir lesiones y reducir el dolor crónico.

Pero hoy en día…una alimentación desequilibrada, falta de luz solar por trabajar y entrenar en ambientes cerrados, uso de cremas fotoprotectoras y posiblemente el sobreentrenamiento no ayudan a tener unos adecuados valores de vitamina D.

Sin vitamina D nuestro organismo no sería capaz de aprovechar el calcio que consumimos a través de los alimentos. Es una vitamina liposoluble que resulta muy importante en la asimilación de los minerales, sobre todo en la absorción del calcio y el fósforo.

Nos ayudará a evitar posibles lesiones y a regenerar el desgaste. Por eso se hace esencial en deportistas que realizan cargas de peso de forma regular, puesto que necesitan reforzar su estructura ósea y muscular.

La deficiencia de vitamina D afecta el riesgo de lesión y su afección a la función de otros tejidos como los músculos, ligamentos y tendones es desconocida. La deficiencia de vitamina D puede tener un impacto en la calidad de entrenamientos, y la frecuencia y duración de lesiones y enfermedades.

Algunas recomendaciones para los deportistas:

  • Los deportistas deben tener sus niveles de vitamina D medidos regularmente durante el año.
  • Los deportistas deberían ser advertidos sobre la deficiencia de vitamina D y su exposición adecuada a los rayos ultra-violeta.
  • Los niveles óptimos de vitamina D siguen sin ser consensuados, pero los niveles de vitamina D de >30 ng/ml pueden ser considerados seguros.

Los deportistas que corren riesgo de deficiencia de vitamina D son aquellos que:   

  • Tienen una baja exposición al sol en el horario o lugar de entreno.
  • Su piel tiene pigmentación oscura.
  • Viven en latitudes mayores de 35º al norte o al sur del ecuador.
  • Usan ropa que cubre la mayor parte o la totalidad de su cuerpo.
  • Utilizan regularmente protector solar o evitan conscientemente el sol.
  • Tienen mala absorción gastrointestinal (por ejemplo, enfermedad celíaca o malabsorción de grasa).
  • Tienen antecedentes familiares de enfermedades y alteraciones óseas, y deficiencia de vitamina D.

Por ello, el uso de suplementación variará dependiendo de la situación personal de cada deportista.

Este artículo ha sido elaborado a partir de información extraída de:

  • www.deportistas.suplments.com
  • www.blogs.antena3.com
  • www.nutrisport.es
  • www.nutriresponse.com
  • www.salud.mapfre.es

 

 

 

OMEGA 5 y OMEGA 7 TAMBIÉN EN EL DEPORTE.

Todos sabemos que la cara es el espejo del alma, por eso debemos cuidarla como se merece.  Pero seamos realistas… no todo el mundo tiene un correcto ritual con ella, dermatológicamente hablando.

Por este motivo hoy vamos a hablar de dos complementos nutricionales perfectos para aquellos a los que “les da pereza” cuidar su piel.

En los deportistas, el recambio celular de la epidermis se acorta debido al desgaste continuo de la misma y, como consecuencia, la piel se deteriora antes.

descarga

Durante el ejercicio físico nuestra temperatura corporal aumenta. Para evitarlo el organismo emite sudor a través de la piel, lo que produce un efecto refrescante al evaporarse el agua contenida en el sudor; sin embargo, durante este proceso también se pierden minerales y con ello se favorece el envejecimiento prematuro de la piel.

Hemos de mencionar también los negativos efectos de la exposición a la radiación solar si realizamos la actividad física al aire libre y que, como sabemos, provoca un aumento de los radicales libres acelerando así el natural proceso de envejecimiento cutáneo.

Hoy hablamos de dos productos que nos pueden ayudar…bastante.

Omega-5

Ma¦üyla-« Omega 5

Composición:

  • Aceite de semilla de granada

 ¿Quién debería tomarlo?:

  • Fumadores.
  • Personas que tienen una exposición solar prolongada.
  • Personas que hacen mucho deporte.
  • Combatir los efectos de la edad.
  • Predisposición genética.
  • Mala alimentación.

Propiedades:

  • Combate radicales libres de oxígeno que dañan y envejecen la piel
    (antioxidante).
  • Estimula la proliferación de queratinocitos dando lugar a su acción
    regeneradora a nivel epidermis. Es ideal en pieles lesionadas, quemaduras,
    irritaciones de roce.
  • Efecto reafirmante: Mantiene la estructura de la epidermis, al tener
    efecto regenerador.
  • Aporta elasticidad a la piel.
  • Atenúa las arrugas.
  • Ofrece firmeza. Se recomienda durante dietas de pérdida de peso.
  • Antioxidante.

Posología: 1 cápsula/día

Omega-7

Ma¦üyla-« Omega 7 Espino Amarillo

Composición:

  • Espino Amarillo: aceite de Espino Amarillo 500mg (35% ácido palmitoleico)
  • Vitamina C: 40 mg

¿Quién debería tomarlo?:

  • Personas con afecciones de piel, como coadyuvante incluso para
    disminuir la inflamación.
  • Afecciones como pieles atópicas, psoriasis, eczemas.
  • Asociado a tratamientos de acné. (Rocután or A.Retinóicos).
  • Pieles sin ninguna patología pero muy secas y con picores.
  • Mujeres con menopausia.
  • Gracias al B-caroteno ayuda a mantener el bronceado o prepara la piel para
    la primera exposición solar.
  • Personas que quieren nutrir su piel y también prevenir el envejecimiento
    prematuro de la piel.
  • Personas que quieren Vitamina C.

Posología: 1 cápsula/día

Os recomendamos que cliqueis en los enlaces que aparecen en este artículo. Y si quereis saber más sobre fotoprotección, clicad aquÍ.

 

 

OLA DE CALOR Y MEDICAMENTOS

Cruz Roja ha puesto a disposición de la población, susceptible de ser afectada por el calor, un Centro de Contacto a través del teléfono 900 22 22 99 que actuará como referencia para todo el Operativo del Plan al que se le dará la máxima difusión a la población en general y las personas mayores en particular.

CONSEJOS DE CRUZ ROJA:

En el exterior (en la calle, en el campo, etc) :

  • Si tiene que permanecer en el exterior, procure estar en la sombra.

  • Si puede, evite las actividades en el exterior en las horas centrales del día, sobre todo, si son intensas.

  • Si tiene que hacer actividades en el exterior durante las horas de calor no olvide descansar, protegerse del sol y refrescarse (beba líquidos, refrésquese la cabeza, utilice un abanico)

Si tiene algún problema de salud consulte con su médico acerca de las medidas suplementarias que debe adoptar.

 descarga (25)

Plan de Prevención de Efectos de Altas Temperaturas-Año 2015 :

El Ministerio de Sanidad ha elaborado un documento con consejos para prevenir los efectos de una ola de calor, incluida información sobre la conservación de los medicamentos en este periodo. Además, se centra en cuatro grupos de pacientes (con trastornos mentales, con patología cardiovascular, endocrina y uronefrológica), en los que se indican acciones específicas en caso de ola de calor y cómo controlar la temperatura.

Igualmente se mencionan los grupos de riesgos más vulnerables a las altas temperaturas, como los ancianos, niños y lactantes, enfermos crónicos y personas dependientes.

Algunos medicamentos “interaccionan con los mecanismos adaptativos del organismo en caso de temperatura exterior elevada, y pueden contribuir al empeoramiento de estados patológicos graves inducidos por una muy larga o una muy intensa exposición al calor”. Por ello han elaborado una lista con los fármacos susceptibles de agravar el síndrome de agotamiento-deshidratación y el golpe de calor, los que pueden inducir una hipertermia y los que pueden agravar indirectamente los efectos del calor.

INFORMACIÓN SOBRE EL BUEN USO DE LOS MEDICAMENTOS EN CASO DE OLA DE CALOR:

En el caso de una ola de calor son temibles dos complicaciones de gravedad creciente, el síndrome de agotamiento-deshidratación y el golpe de calor.

● El síndrome de agotamiento-deshidratación es la consecuencia de la alteración del metabolismo hidro-sódico provocado principalmente por la pérdida por el sudor; aparece en pocos días.

● El golpe de calor se origina a consecuencia de un fracaso agudo de la termorregulación y constituye una urgencia médica extrema porque, a la vez, es de aparición muy rápida (1 a 6 horas) y de evolución fatal (en menos de 24 horas) si no se trata rápidamente.

Numerosos factores de riesgo individuales entre los cuales la edad extrema (lactante, niño, persona de edad avanzada), las patologías crónicas y los medicamentos a los que están asociados, pueden alterar la adaptación del organismo al “estrés térmico”.

La persona de edad avanzada es más vulnerable en situación de calor extremo a causa de la alteración de su capacidad para sentir la sed, de un menor control de la homeostasis del metabolismo hidro-sódico y de una disminución de su capacidad de termorregulación mediante la transpiración. La existencia de una dependencia (paciente encamado) es un factor de riesgo mayor.

El aislamiento social acrecienta todos estos riesgos.

Los medicamentos, entre los factores individuales, no son los desencadenantes del golpe de calor. Los fármacos están presentes entre los elementos enumerados en muchos individuos afectados de golpe de calor o de síndrome de agotamiento-deshidratación, pero no se ha establecido una relación causal entre el consumo de medicamentos y la aparición de un golpe de calor.

No obstante, algunos medicamentos, interaccionan con los mecanismos adaptativos del organismo en caso de temperatura exterior elevada, y pueden contribuir al empeoramiento de estados patológicos graves inducidos por una muy larga o una muy intensa exposición al calor (síndrome de agotamiento-deshidratación o golpe de calor).

Los medicamentos pueden contribuir al agravamiento del síndrome de agotamiento y de golpe de calor. Además, algunos pueden provocar por sí solos hipertermias en condiciones normales de temperatura. También pueden agravar indirectamente los efectos del calor.

1. Medicamentos susceptibles de agravar el síndrome de agotamientodeshidratación y el golpe de calor:

1.1. Medicamentos que provocan alteraciones de la hidratación y electrolíticos, principalmente:

● Los diuréticos, en particular los diuréticos del asa (furosemida, torasemida, etc).

1.2.Medicamentos susceptibles de alterar la función renal, principalmente:

● Todos los antinflamatorios no esteroideos (AINE) incluidos los AINE clásicos o «convencionales», los salicilatos a dosis superiores a 500 mg/día y los inhibidores selectivos de COX-2 (celecoxib, etoricoxib, etc).

● Los inhibidores de la enzima conversora de la angiotensina (IECA; captopril, enalapril, etc).

● Los antagonistas de los receptores de la angiotensina II (losartan, irbesartan, candesartan, etc).

● Algunos antibióticos (principalmente las sulfamidas).

● Algunos antivirales (principalmente indinavir).

● Inhibidores de la renina (aliskireno).

● Antagonistas de la aldosterona (espironolactona, eplerenona).

● En general todos los medicamentos conocidos por su nefrotoxicidad (p.ej., aminoglucósidos, ciclosporina, tacrólimus, productos de contraste yodado, etc).

1.3. Medicamentos que tienen un perfil cinético que puede ser alterado por la deshidratación (por modificación de su distribución o de su eliminación), principalmente:

● Las sales de litio (carbonato de litio).

● Los antiarrítmicos.

● La digoxina.

● Los antiepilépticos (topiramato, zonisamida, etc).

● Algunos antidiabéticos orales (biguanidas y sulfamidas hipoglucemiantes).

● Los hipocolesterolemiantes (estatinas y fibratos).

1.4.Medicamentos que pueden impedir la pérdida calórica del organismo por una acción a diferentes niveles:

a. Medicamentos que pueden alterar la termorregulación central: neurolépticos y medicamento serotoninérgicos (antidepresivos imipramínicos, antipresivos inhibidores de la recaptación de serotonina, triptanos, ciertos opiáceos como dextrometorfano y tramadol).

b. Medicamentos que pueden alterar la termorregulación periférica:

● Medicamentos con propiedades anticolinérgicas, por la limitación de la sudoración, principalmente:

1. Los antidepresivos tricíclicos (amitriptilina, imipramina, clomipramina, etc).

2. Los antihistamínicos H1 de primera generación (alimemazina, difenhidramina, dexclorfeniramina, etc).

3. Algunos antiparkinsonianos (trihexifenidilo, prociclidina, biperideno).

4. Algunos antiespasmódicos (mebeverina, trimebutina, otilonio, etc), en particular los que actúan a nivel urinario (oxibutinina, tolterodina, trospio, etc).

5. Los neurolépticos, incluidos los antipsicóticos atípicos (haloperidol, trifluoperazina, clozapina, olanzapina, risperidona, quetiapina, clotiapina, amisulprida, etc).

6. La disopiramida (anti-arrítmico).

7. El pizotifeno (antimigrañoso).

8. Algunos broncodilatadores (tiotropio, ipratropio,…).

9. Atropina y derivados.

10. Nefopam.

● Vasoconstrictores periféricos por la limitación de la respuesta vasodilatadora, principalmente:

1. Los agonistas y aminas simpaticomiméticas utilizados:

● En el tratamiento de la congestión nasal por vía sistémica (pseudoefedrina, efedrina, fenilefrina, fenilpropanolamina, etc).

● En el tratamiento de la hipotensión ortostática (etilefrina, heptaminol, etc).

2. Algunos antimigrañosos (triptanes y derivados del cornezuelo de centeno, como ergotamina):

. ● Medicamentos que pueden limitar el aumento del gasto cardíaco como reacción a un aumento del gasto sanguíneo cutáneo, principalmente:

1. Por depleción: los diuréticos (tiazidas, furosemida, etc).

2. Por depresión del miocardio: los beta-bloqueadores (propranolol, metoprolol, etc).

c. Hormonas tiroideas por aumento del metabolismo basal, induciendo la producción endógena de calor (levotiroxina, liotironina).

2. Medicamentos que pueden inducir una hipertermia Son bien conocidas dos situaciones que favorecen los desequilibrios térmicos, bien sea en condiciones normales de temperatura, bien en período de canícula. Por esta razón, la utilización de los siguientes medicamentos debe ser incorporada al análisis de factores de riesgo, aunque no hayan sido considerados como factores desencadenantes del golpe de calor en caso de ola de calor:

● El síndrome neuroléptico maligno: que pueden inducir todos los neurolépticos o antipsicóticos.

● El síndrome serotoninérgico: los agonistas serotoninérgicos y similares son en particular los inhibidores de recaptación de serotonina (fluoxetina, paroxetina, sertralina, etc), así como otros antidepresivos (los tricíclicos, los inhibidores de la mono-amino-oxidasa –IMAO-, la venlafaxina), los triptanes y la buspirona. El riesgo de síndrome serotoninérgico está ligado a menudo a la asociación de estos medicamentos.

3. Medicamentos que pueden agravar indirectamente los efectos del calor:

● Los que pueden bajar la presión arterial y por consiguiente inducir una hipoperfusión de ciertos órganos (SNC), especialmente todos los medicamentos anti-hipertensivos y los anti-anginosos.

● Todos los medicamentos que actúan sobre el estado de vigilia, pudiendo alterar las facultades de defenderse contra el calor. Por otra parte, el uso de algunas drogas, en particular las sustancias anfetamínicas y la cocaína, así como el alcoholismo crónico, también son factores de riesgo que pueden agravar las consecuencias del calor.

RECOMENDACIONES:

En caso de ola de calor, las medidas preventivas más importantes y más inmediatas a poner en práctica se basan en:

  • La vigilancia del estado general de la persona afectada, en el aspecto clínico y biológico teniendo en cuenta el conjunto de factores de riesgo,
  • El control del conjunto de medidas higiénico-dietéticas, especialmente ambiente fresco, aireación e hidratación.
  • Evitar el uso de antinflamatorios no esteroideos, especialmente nefrotóxicos en caso de deshidratación.
  • En caso de fiebre, evitar tomar  paracetamol por su ineficacia para tratar el golpe de calor y por una posible agravación de la afectación hepática, a menudo presente.

No tomar ningún medicamento sin consejo médico o farmacéutico, incluidos los de dispensación sin receta. 

http://www.aemps.gob.es/informa/notasInformativas/medicamentosUsoHumano/2015/docs/NI-MUH_18-2015-ola-calor.pdf

Y si después de seguir todos estos consejos aún se produce el golpe de calor, aquí os dejamos las primeras recomendaciones a seguir mientras avisamos al médico.

images (69)

FOTOPROTECCIÓN SOLAR…CORRECTA

¿Cuáles son los beneficios del sol?

Estimula la síntesis de vitamina D, la cual previene el raquitismo y la osteoporosis, aparte de otros efectos sobre la modulación del crecimiento celular, la inflamación y la inmunidad; produce vasodilatación, por lo que reduce la tensión arterial y favorece la circulación sanguínea periférica. Por su efecto de inmunosupresión local, mejora diversas enfermedades inflamatorias cutáneas como la psoriasis y el eczema, entre otras.

images (65)

Pero…cada vez se diagnostican más casos de cáncer de piel en personas jóvenes por los hábitos poco saludables de exposición solar intensa en cortos periodos.

El principal factor de riesgo evitable para la mayoría de los cánceres de piel es una sobreexposición a la radiación ultravioleta (ya sea natural –sol– o artificial –cabinas de bronceado–), inapropiada al tipo de piel. Hay factores genéticos que no se pueden modificar, como son el tipo de piel (mayor o menor capacidad para broncearse), tendencia a desarrollar nevus (lunares), y determinadas mutaciones que predisponen a padecer tumores, aún en ausencia de una exposición solar excesiva.

Hay algunos factores de tipo químico como el arsénico, la nicotina o las breas que pueden provocar tumores cutáneos no melanoma. Los tumores se desarrollan cuando se rompe el equilibrio que existe entre el daño producido y la capacidad de reparación.

Existen diversos mecanismos de defensa, el más visible es el aumento de pigmento (bronceado) tras la exposición. Las personas que se broncean con facilidad tienen una buena maquinaria defensiva, no así las que apenas se broncean, que tienen más riesgo para desarrollar cáncer de piel. Esto no quiere decir que las personas de piel oscura o que no se queman están libres de padecer cáncer de piel, pero sin duda el riesgo es menor. A nivel molecular, hay una compleja red de vías de reparación en respuesta al daño que se produce en el ADN (genes). Con el paso del tiempo toda esta maquinaria se vuelve menos eficaz; aparte la inmunidad (defensas) también se ve dismunída y por ello el cáncer de piel es más frecuente en mayores de 50 años.

descarga (22)

Existen tres tipos de radiación ultravioleta (UV) según su longitud de onda:

UVC (entre 100 y 290 nanómetros) es la más nociva debido a su gran energía. Afortunadamente, el oxígeno y el ozono de la estratosfera absorben todos los rayos UVC, por lo cual nunca llegan a la superficie de la tierra.

UVB (entre 290 y 320 nanómetros) es biológicamente muy activa, pero la capa de ozono absorbe la mayor parte de los rayos UVB provenientes del sol. Sin embargo, el actual deterioro de la capa aumenta la amenaza de este tipo de radiación. Como efectos a corto plazo es la responsable de quemaduras y del bronceado diferido. A largo plazo favorece el envejecimeinto cutáneo y desarrollo de cáncer de piel.

UVA (entre 320 y 400 nanómetros) es la menos nociva nociva y la que llega en mayor cantidad a la tierra (un 95%), pero una sobreexposición también resulta perjudicial. Casi todos los rayos UVA pasan a través de la capa de ozono. Es la responsable del bronceado inmediato de la piel. A largo plazo también favorece el envejecimiento cutáneo y desarrollo de cáncer de piel.

¿Tengo que ponerme crema si está nublado?

Una cubierta gruesa de nubes bloquea más rayos que una nubosidad ligera, pero cuidado: los rayos atraviesan las nubes. También la lluvia reduce la cantidad de radiación, así como la contaminación atmosférica. Las ciudades muy contaminadas, con smog urbano, tienen muy reducida la cantidad de rayos que llegan. Todo esto no quiere decir que en estos días no recibamos radiación ultravioleta.

¿Qué significa el Índice UV?

El índice ultravioleta es una medida de la intensidad de la radiación ultravioleta que llega a la superficie de la tierra. Este índice figura ya en todos los periódicos de EE.UU. y de países muy soleados. Incluso programas de radio en España ya avisan de los días de máxima radiación UV. El índice UV Solar Mundial representa una estimación del promedio de la radiación ultra-violeta (UV) solar máxima en la superficie de la tierra. El cálculo de este índice permite valorar el grado de daño para la piel según las distintas longitudes de onda UV, y hace el promedio de las variaciones de la radiación por periodos de 10 a 30 minutos. Se acostumbra a expresar como una predicción de la cantidad máxima de radiación UV perjudicial para la piel que incidirá en la superficie de la tierra al mediodía. El índice tiene un valor mínimo de 0 y no tiene valor máximo. Cuanto más alto es el índice, más alta será la probabilidad de que la exposición a los rayos UV perjudique a la piel y a los ojos, y menor el tiempo que tardará en provocarlo. En muchos países próximos al ecuador, el índice UV puede llegar a 20 durante el verano. En Europa, el índice no acostumbra a superar 8, aunque en las playas puede ser más alto.

¿Qué significa el fototipo y cuántos hay?

Se conoce como fototipo a la capacidad de la piel para responder a la radiación UV, y en función del mismo se adoptarán las medidas de protección. Su clasificación oscila entre I y VI. ¿Qué diferencia hay entre protectores y bloqueadores? Hoy en día tenemos variedad de productos que nos protegen del sol y pueden ser clasificados como filtros, protectores o bloqueadores, dependiendo de las sustancias que contengan. Los protectores poseen elementos orgánicos que brindan protección contra la exposición a la radiación ultravioleta B, mientras que los bloqueadores incorporan sustancias inorgánicas. Estos componentes inorgánicos permanecen en la superficie de la piel sin absorberse previniendo así que tanto los rayos UVB como UVA lleguen a la piel.

¿Qué es el factor de protección solar?

El factor de protección solar (FPS) hace una estimación del tiempo que necesita la piel para producir una quemadura estando protegida. Por ejemplo: si una persona puede exponerse al sol el primer día 10 minutos sin tener quemaduras, un FPS de 15 utilizado adecuadamente la protegerá del sol durante 150 minutos (10 x 15); si una persona es capaz de estar 20 minutos sin quemarse, la elección de un fotoprotector 8 le supondrá una protección 8 veces superior. Fototipo Cabello Piel Tendencia a las quemaduras Bronceado I Pelirrojo Lechosa Constante Nulo II Rubio Clara Constante Moreno claro III Castaño a oscuro Clara a mate Frecuente a rara Moreno claro a oscuro IV Oscuro Mate Excepcional Muy oscuro

¿Qué es el método Colipa?

Se trata de un método para examinar el factor de protección solar que se desarrolló en colaboración con las asociaciones de industrias cosméticas de Europa, Japón y Sudáfrica. En 2006 se unió la comisión de EE.UU. Actualmente COLIPA se conoce como “Cosmetics Europe”. El sistema de la Comisión Europea para el etiquetado del FPS establece las siguientes categorías:

• Protección baja: 6-10

• Protección media: 15-25

• Protección alta: 30-50

• Protección muy alta: 50+

¿Qué diferencia hay entre ‘water-resistant’ y ‘water proof’?

Hay productos con fórmulas resistentes al agua adecuados para realizar deportes acuáticos o nadar:

• Water-resistant: cuando el fotoprotector no ha perdido la capacidad protectora después de 40 minutos de permanencia dentro del agua. Para evaluarlo se prueba sobre la espalda de bañistas que nadan durante periodos de 20 minutos.

• Waterproof: cuando el fotoprotector actúa durante más de 80 minutos después de entrar en contacto con el agua. En cualquier caso, estos valores se realizan bajo condiciones de estudio muy reguladas, lo cual difiere de la práctica habitual, por lo que si se realizan deportes acuáticos lo mejor es utilizar ropa adecuada para proteger la mayor parte de la superficie de la piel expuesta y los fotoprotectores tópicos para el resto de la piel.

La zona donde nos exponemos da un resultado variable, es decir, no es lo mismo exponerse en la nieve, que refleja hasta el 85% de los rayos solares, que en la arena7%), el agua (5%) o el asfalto (4%).

fotoprotegete_bien

Para obtener un resultado óptimo de la utilización de un fotoprotector es necesario seguir cuatro normas básicas:

• Aplicar el fotoprotector en casa, nunca en la playa o en la piscina.

• Hacerlo sobre la piel bien seca.

• Aplicarlo 30 minutos antes de exponerse al sol.

• No escatimarlo. Respetadas estas normas, también será necesario tener en cuenta las siguientes  9 recomendaciones:

  • 1. Evitar las pulverizaciones de agua durante las exposiciones.
  • 2. Evitar los perfumes y las colonias alcohólicas que contienen esencias vegetales, porque son fotosensibilizantes.
  • 3. Elegir el fotoprotector más indicado atendiendo al fototipo.
  • 4. Utilizarlo, aunque esté nublado.
  • 5. No exponerse al sol entre las 11 y las 15 horas.
  • 6. Protegerse la cabeza con un sombrero o gorra con visera; los ojos con gafas adecuadas; y los labios con protector labial.
  • 7. Estar en movimiento. No es nada aconsejable tumbarse al sol y mantenerse inmóvil durante horas.
  • 8. Beber agua o líquidos para evitar la deshidratación.
  • 9. Determinados medicamentos pueden provocar reacciones a la exposición solar.

La Guía informativa sobre el sol: lo que necesitas saber (Campaña Euromelanoma 2015) recoge una serie de preguntas que la población suele hacerse sobre la radiación solar.

Y recuerda que siempre puedes dejar que tu farmacéutico te aconseje sobre este tema tan importante para la salud. 

¡BIENVENIDO VERANO!

¡PROTÉGETE RUNNER!

Durante todo el año es imprescindible protegernos la piel del sol y de la deshidratación. Cada vez más runners y cualquiera que practique deporte al aire libre es consciente de ello. Por eso ISDIN ha pensado en todo. Ha lanzado al mercado tres productos que pueden ayudarnos mucho.

fondo-fpb-deporte_0

Fotoprotégete bien también en el deporte:

¿Recuerdas tu última carrera? ¿Te acuerdas de tu vitalidad en la salida? ¿Y de la aceleración de tu cuerpo a cada metro recorrido?

La piel tiene memoria y el sol puede llegar a ser una causa de lesiones importante que podemos ayudar a prevenir. Igual que una buena preparación física y una adecuada nutrición, es importante incorporar el hábito de una correcta protección solar en tu rutina.

El uso de protección solar durante la práctica deportiva al aire libre es imprescindible, dado que estamos expuestos a la radiación solar de forma intensa y prolongada, aumentando el riesgo de quemaduras, envejecimiento prematuro y otros trastornos cutáneos que pueden favorecer la aparición de cáncer de piel.

Cuando practiques deporte, incluye la fotoprotección en tu rutina. Escoge el fotoprotector que se adapte mejor a tu entrenamiento y a la competición, ¡no te olvides de la protección de tu piel para alcanzar el máximo rendimiento!

Sol, piel y deporte: que el recuerdo de la carrera quede
en tu memoria, no en tu piel.

Fotoprotector ISDIN Fusion Water:

SPF 50+ .Tecnología Fusion con la delicadeza del agua.

isdin-banners-foto-fusionwater_0

Absorción inmediata, que proporciona una agradable sensación refrescante con un acabado mate, suave y sedoso al tacto.

No deja residuos: Al aplicarlo sobre la piel sus filtros UV se transforman en agua, proporcionando una protección invisible.

Muy alta protección UVA y UVB 50+

Safe-Eye Technology: no irrita los ojos

Resistente al agua

WET SKIN: Puede aplicarse incluso en piel mojada

Con activos antiaging (ácido hialurónico) y antioxidantes (vitamina E)

Oil-free

Testado dermatológicamente. No comedogénico. Apto para piel sensible. Hipoalergénico. Sin alcohol. Fórmula biodegradable.

Modo de empleo:

Aplicar generosamente sobre la piel seca, media hora antes de la exposición solar. Aplicar 2mg/cm² de producto; al reducir esta dosis, se reduce el factor de protección.  Puede aplicarse sobre la piel mojada o con sudor.

Reaplicar cada 2 horas o bien tras transpirar, nadar o secarse con toalla.

Fotoprotector ISDIN Fusion Air:

SPF 50+ Tecnología Fusion con la ligereza del aire

isdin-banners-foto-air-water

Fotoprotector corporal Bruma seca. Cómoda aplicación e inmediata absorción. Hidrata y refresca sin dejar residuo graso, proporcionando una protección invisible con acabado seco. Ideal para todo tipo de piel y cualquier momento del año. Una protección invisible que se funde con la piel y desaparece en segundos.

Absorción inmediata y toque seco Dry Touch sobre la piel

Resistente al agua

Muy alta protección UVA y UVB 50+

Soft-touch packaging

Modo de empleo:

Agitar antes de usar.

Aplicar generosamente sobre la piel seca, media hora antes de la exposición solar. Reaplicar cada 2 horas y tan frecuentemente como sea necesario, especialmente tras transpirar, nadar o secarse con toalla. Aplicar 2mg/cm² de producto; al reducir esta dosis, se reduce el factor de protección.

No pulverizar cerca de los ojos ni sobre piel irritada o dañada.

Fotoprotector ISDIN Fusion Gel:

SPF 50+

fotoprotector_isdin_fusion_gel_0_0

Esté producto salió al mercado el verano pasado pero os lo enseñamos porque es la fotoprotección ideal para la práctica de deporte al aire libre.

Idóneo para hombres, zonas pilosas y cuero cabelludo.

Proporciona una inmediata sensación de frescor.

Textura de cómoda aplicación, fácil extensibilidad y rápida absorción. No deja residuo graso.

En un práctico envase portable.

Modo de empleo:

1- Marca la línea

2- Extiende 3 segundos

3- Disfruta de la protección invisible y fresca que se funde con la piel

Reaplicar cada 2 horas o bien tras transpirar, nadar o secarse con toalla

UREADIN SPRAY&GO:

Es la primera leche hidratante en spray del mercado. No contiene urea, pero es rica en dexpantenol,  monosacáridos humectantes, para una hidratación intensa, así como vitamina E, para una acción antioxidante.  Es ideal para aquellas personas que no se candsan de poner excusas por no hidratrase la piel: no tengo tiempo, me da pereza, ya lo haré     mañana,…Su absorción inmediata y  comodidad en la aplicación  permiten un control total del producto, e hidratación en profundidad de larga duración. De hecho en su espot aparece una chica vestida  de runner haciéndose un café antes de salir a correr y , antes de que esté hecho, le ha dado tiempo de ponerse UREADIN SPRAY&GO

 tumblr_inline_noozxcVhKE1rvgd9g_400

Espero que después de lernos cuideis de vuestra piel y de vuestra salud.

‪#‎ISDIN‬ ‪#‎MySkinMyLife‬‪ #‎KillianJornet‬

CUIDADO CON EL FOTOENVEJECIMIENTO DE LA PIEL…

.

Ahora que los días empiezan a ser más largos, que tenemos más días de sol…

descarga (5)

¿Sabíais que un 80% del envejecimiento de la piel se debe al sol?

La radiación solar causa un daño que se acumula y que tiene efectos en el ADN celular, en el tono y aspereza de la piel y en la destrucción del colágeno. Este deterioro se traduce en una piel fotoenvejecida, con arrugas, piel engrosada y manchas de la edad.Una protección diaria adecuada de la piel protege frente a este fotoenvejecimiento.  

Foto Ultra ISDIN Age Repair marca la diferencia contra el fotoenvejecimiento

Foto Ultra ISDIN

Foto Ultra ISDIN Age Repair Fusion Fluid SPF 50+

El primer fotorreparador antienvejeciemiento

Ayuda a prevenir el daño solar (SPF 50+, UVA 32).

Contribuye a la reparación el daño solar acumulado en el ADN gracias a los ADN Repairsomes.

Revierte los signos visibles del fotoenvejecimiento al aportar luminosidad y mejorar el aspecto general de la piel, a la vez que reduce las arrugas gracias al Lipopetido Q10 y al Colagen Booster Peptide

Ayuda a prevenir el daño solarProtección muy alta con SPF50+ (UVA 32) con textura Fusion Fluid que se funde con la piel. Contribuye a la reparación del ADN

Ayuda a reparar el daño solar acumulado a nivel celular gracias a los ADN Repairsomes. Su contenido en fotoliasa localiza el daño y lo repara.

Revierte los signos del fotoenvejecimiento

Aporta luminosidad y mejora el aspecto de tu piel al estimular la síntesis propia de Coenzima Q10 gracias al Lipopéptido Q10. Promueve la producción de colágeno gracias al Collagen Booster Peptide, con eficacia demostrada en la reducción de arrugas.

Ya sabeis…¡empezad a protegeros del sol!

http://www.isdin.com/es/protector-solar

images (24)

Os dejos un video de la campaña isdinsunlab del año pasado, para ayudar a concienciar a los niños de la importancia de protegerse del sol:

https://vimeo.com/91003530